Inyección anticonceptiva

Existen un montón de métodos anticonceptivos que funcionan de un montón de maneras. Con hormonas, sin hormonas, con plata, con cobre, con látex… es decir, opciones para prevenir hay varias y a veces encontrar la ideal para nosotras parece una exhaustiva misión. Hoy hablaremos sobre la inyección anticonceptiva y qué tan buena alternativa puede ser.

¿El implante anticonceptivo engorda?

Cuando de métodos anticonceptivos hormonales se trata, caaaaasi siempre escuchamos la misma duda: “¿Voy a subir de peso?”. Hoy hablaremos sobre si el implante anticonceptivo engorda.

Métodos anticonceptivos naturales

Al tener una vida sexual activa debemos comenzar a pensar en un anticonceptivo si en nuestros planes no está un embarazo. El día de hoy vamos a platicar sobre métodos anticonceptivos naturales.

Mitos sobre la primera relación sexual.

¿Se te va a notar en las caderas cuando hayas tenido tu primera relación sexual? Ese mito y otros los despejamos en este texto.

¿Cómo saber si el implante hormonal es para mí?

Es un dispositivo de una o dos varillas flexibles de plástico que contienen una hormona llamada progestina que al liberarse espesa el moco del cuello uterino y evita que los óvulos sean liberados, impidiendo así la fecundación.

¿Qué es un Implante Anticonceptivo?

El implante, también se conoce como “chip”, es un método anticonceptivo de largo plazo. Previene contra embarazos no deseados, consta de una o dos varilla flexible de plástico que contiene una hormona y se inserta bajo la piel del brazo que no utilizas.

Métodos anticonceptivos para febrero… y para todo el año.

Cada mujer y sus cuerpos son únicos, por ello es súper importante que antes de elegir un anticonceptivo, la mujer acuda a una consejería previa en la cual se conozca su historia clínica, su ritmo de vida y, con base en ello, determinar si sí es candidata para usar alguno de estos métodos anticonceptivos.

El implante hormonal, o «chip», que evita un embarazo

El implante anticonceptivo subdérmico no es como la píldora que debes tomarla todos los días y que corres el riesgo de olvidar alguna toma; tampoco es como un preservativo que se puede romper o deslizar hacia adentro de tu útero; mucho menos es como una inyección anticonceptiva mensual que puede ser dolorosa o incómoda.

Implantes hormonales, lo que tienes que saber

Este fue el primer implante anticonceptivo que se desarrolló en el mundo. Con una duración de tres años.