Representantes de seis asociaciones civiles de Nuevo León externaron su preocupación de que el Congreso local pretenda en próximos días aprobar en segunda vuelta la reforma constitucional del “derecho a la vida” que castigaría con cárcel la interrupción del embarazo incluso por causas médicas graves o si el producto es resultado de una violación.

La inquietud de las organizaciones civiles surgió a raíz de posicionamientos de legisladores panistas que pretenden llevar al pleno un proyecto de dictamen para reformar el artículo primero constitucional para garantizar el “derecho a la vida desde la concepción hasta la muerte natural”.

En rueda de prensa activistas de Acción Colectiva por las Minorías Sexuales, Alianza Feminista, Ciudadanos en Apoyo a los Derechos Humanos, Colectivo Plural de Mujeres, Pro Salud Sexual y Reproductiva así como Género Ética y Salud Sexual dieron a conocer su rechazo a que se pretenda aprobar la referida reforma que expusieron además de criminalizar a las mujeres pondría en entredicho la reproducción asistida o fecundación in vitro.

Recordaron que el 14 de mayo de 2014 las bancadas del PAN y el PRI con el apoyo de dos ex panistas aprobaron en primera vuelta el derecho a la vida desde la concepción hasta la muerte natural ante el rechazo de los legisladores del PRD, PT y Nueva Alianza. Explicaron que mediante una carta los representantes en México de la Entidad de las Naciones Unidas para la Igualdad y el Empoderamiento de las Mujeres (ONU Mujeres), del Fondo de Población de las Naciones Unidas (UNFPA) y la Oficina en México del Alto Comisionado de las NacionesUnidas para los Derechos Humanos (OACNUDH) cuestionaron dicha situación. Advirtieron que si el Congreso de Nuevo León insiste en aprobar esta reforma se estarán incumpliendo los compromisos internacionales de México y la Constitución Federal.

Con información de El Universal

http://www.eluniversal.com.mx/estados/2015/impreso/activistas-rechazan-reforma-para-criminalizar-el-aborto-98379.html

Recommended Posts